Un misil de Trent Alexander-Arnold sentenció el jueves la victoria 3-1 de Liverpool ante Newcastle en la Premier League, con la que el equipo de Jürgen Klopp no le perdió la pisada al líder Manchester City.

El lateral derecho de la selección inglesa dominó el balón de un toque y lo clavó desde 25 metros a los 87 minutos en Anfield. Diogo Jota y Mohamed Salah habían anotado para el Liverpool en la primera parte. Con este triunfo, los Reds se mantienen en la segunda plaza, un punto detrás del City. Los actuales golearon el martes 7-0 a Leeds.

Con su gol número 15, Salah igualó el récord del delantero Jamie Vardy con Leicester al anotar o asistir en un tanto en 15 partidos seguidos de la Premier.

Newcastle se adelantó inesperadamente a los siete minutos por cuenta de Jonjo Shelvey, un exLiverpool. Una acción fortuita facilitó el empate de Jota a los 21. El volante de Newcastle, Isaac Hayden, estaba tirado en el piso al borde del área chica, al parecer por un golpe en la cabeza, y Jota aprovechó un rebote luego que el arquero Martin Dubravka le había repelido un cabezazo.

Cabe destacar que Newcastle marcha penúltimo de la clasificación, con apenas una victoria en la temporada y siete empates, aunque no está en fondo de la tabla general porque tiene una mejor diferencia de goles con respecto al Norwich.