Cd. Victoria, Tamaulipas.- La crisis del coronavirus ha afectado seriamente al deporte, esto tras convertirse en una actividad ilegal hoy en día, ya que el ejercicio cambió de ser al aire libre, a ser en casa y a través de dispositivos electrónicos para poderlo realizarlo.

Sin duda alguna este 2020 ha sido uno de los años de mayor aprendizaje, en que los seres humanos han presenciado una de las peores crisis a causa de una pandemia, que hoy en día se llama Covid-19, la cual ha provocado el aislamiento y la restricción de muchas de las actividades deportivas y físicas.

Tras cuatro meses en que se suspendieron todas las actividades deportivas, profesionales, amateur y de alto rendimiento, el aumento de las infecciones y muertes por COVID-19 han ido en aumento cada día, provocando que la situación apague poco a poco al deporte.

Esta no es la primera vez que se suspenden las competiciones deportivas; esto durante crisis y conflictos mundiales, los deportes también se detuvieron. Pero entonces el aplazamiento fue breve; los deportes pasaron a actuar como una forma de unir a los ciudadanos de todo el mundo, perseverar y, en última instancia, sanar.

El deporte es la “religión” tamaulipeca

Los deportes son tan importantes, esto tras ser comparado con una religión moderna, repleta de rituales, santos y santuarios, los cuales en el Estado se han escrito grandes obras o visto increíbles hazañas deportivas.

Sin duda alguna en los últimos años, Tamaulipas ha restablecido el tejido social gracias al deporte, el cual ha sido una herramienta fundamental para cambiar la historia de muchos deportistas, los cuales hoy en día no han dejado de entrenar y han adecuado cualquier espacio de su casa para convertirlo en un santuario deportivo.

Un regreso más fuerte

Los deportes actúan en tiempos de crisis, a menudo, como ungüento, el cual cura y recupera las heridas provocadas por los momentos difíciles que se viven.

Al comienzo de esta pandemia el pasado 18 de marzo, el Instituto del Deporte de Tamaulipas implemento medidas para evitar la proliferación de este virus, el cual provocaba sus primeros pacientes en el estado, situación que afectó a los deportistas, ya que con el cierre de los espacios deportivos fue inminente.

Por lo que se determinó suspender hasta nuevo aviso toda actividad en las Unidades Deportivas, con el objetivo de fomentar la prevención y mantener las medidas de seguridad emitidas por el Gobierno Estatal a través de la Secretaría de Salud. Las Unidades Deportivas que suspenderían actividad son: Unidad Deportiva Adolfo Ruíz Cortines, Revolución Verde, Villa Olímpica de Tamatán, Polideportivo, Norponiente, Siglo XXI, Parque de Béisbol Infantil Enrique Cárdenas en Ciudad Victoria y Centro de Alto Rendimiento de Matamoros.

En cuanto al tema de eventos masivos programados y organizados por el Instituto del Deporte en el Estado, estos han quedado suspendidos; por lo que se exhorta a los clubes privados, asociaciones de deporte, ligas, escuelas, y toda la comunidad deportiva, a unirse a esta pausa para trabajar de manera conjunta en la prevención de la propagación del COVID-19.

En lo que concierne a las actividades de las Selecciones Tamaulipas que han de participar en los Juegos Nacionales CONADE 2020, tomando en cuenta que hasta el momento la justa nacional no ha sido suspendida, estas se mantendrán según lo establecido; lo anterior sujeto a la emisión de alguna postura por parte de la Comisión Nacional De Cultura Física y Deporte o de las Federaciones Deportivas.

Ningún atleta ha dado positivo: INDE

Por su parte, el titular del INDE Tamaulipas, Carlos Fernández Altamirano, señaló que a pesar de que la contingencia aún se mantiene en la fase 3, ningún atleta tamaulipeco de alto rendimiento ha contraído el Covid-19 en Tamaulipas, monitoreando y manteniendo constante comunicación con los deportistas.

“Hasta el momento ningún atleta ha dado positivo a la enfermedad, hemos estado monitoreando a cada uno de ellos para estar al pendiente de su salud”.

Detalló que a pesar de que los atletas se encuentran en aislamiento en sus hogares, estos se siguen preparando para regresar con más fuerza a las competencias deportivas, “se les da un programa de trabajo para que ellos lo realicen y así puedan trabajar y mantenerse en condiciones óptimas para poder regresar con todo a las competencias”.

Estamos, sin duda, sumidos en una crisis que ha transformado y transformará la sociedad. El deporte no es ajeno a este cambio, sin embargo el Covid-19 ha provocado que el modo en el que deportistas realicen sus actividades, haya implementado nuevos formatos propiciados por el confinamiento, por lo que el deporte resurgirá en Tamaulipas más fuerte que nunca.

Galería