El Comité de Apelación de la Federación Español de Futbol ha decidido refrendar la decisión de Competición y confirmar las sanciones de dos partidos impuesta al colombiano Bernardo Espinosa, defensa del Espanyol, y de uno al mexicano Javier Aguirre, entrenador del Leganés.

No prosperó la reclamación del Leganés sobre Javier Aguirre, que fue expulsado en los últimos instantes del encuentro en el Nou Camp ante el Barcelona por “imitar el sonido del silbato con la intención de confundir a los jugadores, habiendo sido advertido previamente”.

Apelación ratificó la decisión de Competición de sancionar al técnico azteca con un partido de suspensión por conducta contraria al buen orden deportivo, en virtud del artículo 122 del Código Disciplinario de la RFEF, con la multa accesoria correspondiente, en aplicación del artículo 52, con lo que no podrá sentarse este viernes en el banquillo en el encuentro frente al Mallorca.

IMAGO7

De la misma forma se desestimó el recurso presentado por el club catalán contra la suspensión del zaguero colombiano, que fue expulsado en el Coliseum Alfonso Pérez en el partido de la vigésima novena jornada “golpear a un contrario  (al uruguayo Damián Suárez) con la mano en la cara con fuerza excesiva, no estando el balón a distancia de ser jugado”.

El Comité de Competición acordó suspender por dos partidos Bernardo por producirse de manera violenta con otro futbolista, en virtud del artículo 123.2 del Código Disciplinario de la RFEF, con la multa accesoria correspondiente, en aplicación del artículo 52, decisión que, al desestimarse la petición del Espanyol, queda confirmada, con lo que se perderá los encuentros del sábado frente al Levante y del jueves ante el Betis.