Otro de los jugadores que sabe lo que es enfrentar al Bayern Munich es el mediocampista Guido Pizarro, quien sabe de lo difícil que es el cuadro alemán siempre aspirante a ganar cualquier competencia que disputa. Solo que la experiencia del jugador de Tigres no es tan buena como la de otros compañeros como Carlos Salcedo.

Cuando Guido Pizarro militó en el Sevilla en 2018 le tocó jugar frente al Gigante bávaro en la UEFA Champions League pero el club español no pudo eliminarlo en la serie de Cuartos de Final, tras perder en el marcador global 2-1.

En el primer duelo, el Bayern consiguió la victoria que definió la serie en el Estadio Sánchez-Pizjuan con un autogol de Jesús Navas y Thiago Alcántara. Pizarro jugó los 90 minutos y recibió una amonestación gracias a su férrea marcación y en le vuelta se quedó en la banca.

Ahora, Pizarro va por un nuevo duelo ante Bayern Munich en la Final del Mundial de clubes con los Tigres, en un hecho histórico para el club de la Liga MX, al convertirse en el primero de México y de la Concacaf en llegar a esta instancia del torneo organizado por FIFA.