El octavo gol de la temporada del croata Ante Rebic, unido a un penalti marcado por el turco Hakan Calhanoglu, dio este domingo un valioso triunfo por 2-0 al Milan contra el Roma en la vigésima octava jornada de la Serie A italiana, lo que acerca al cuadro lombardo a la Liga Europa y complicó la lucha por la Liga de Campeones de los romanistas.

En la tarde del estadio San Siro milanés Rebic rompió la igualdad a falta de 13 minutos para el final y Calhanoglu transformó en el 89 un penalti conseguido por el francés, exmadridista, Theo Hernández para certificar el crecimiento del Milan, tras el 4-1 logrado en Lecce.

EFE
Fue un partido condicionado por los 32 grados Celsius de temperatura, en el que el Roma, rival del Sevilla en la Liga Europa, fue de más a menos ante un Milan que demostró una mejor preparación atlética y que recogió el premio en el cuarto de hora final.

El defensa inglés Chris Smalling mantuvo con vida a su equipo hasta el 77, cuando en una confundida acción en el área de penalti, Rebic disparó primero al poste, tras un toque del meta Antonio Mirante, y luego al fondo de las mallas para el 1-0.

Fue un golpe psicológico para el Roma, que sucumbió definitivamente en el 89 ante el disparo cruzado de Calhanoglu desde el punto de penalti.

Va acercándose a Europa el Milan que es momentáneamente sexto, a la par del Nápoles, mientras que el Roma sufrió un grave revés, pues ofrece la posibilidad al Atalanta, cuarto, de escaparse a nueve puntos de distancia con un triunfo este mismo domingo ante el Udinese.