Varios usuarios han descubierto ahora que el mando de Xbox Series X/S, que se puso a la venta en noviembre junto a la consola de nueva generación, oculta una función muy útil para aquellos que lo utilicen en varios dispositivos a la vez: este periférico es capaz de recordar la última plataforma a la que se ha conectado y cambiar su vinculación entre PC o móvil y consola rápidamente.

Timo Wolf, trabajador de Microsoft, ha publicado esta información en su cuenta personal de Twitter, sorprendido de la poca información oficial que hay al respecto. Al parecer, el mando de Xbox Series X/S permite cambiar rápidamente entre una plataforma vinculada y otra; para usarlo con el último PC o móvil vinculado sólo hay que dejar pulsado el botón de sincronización en la parte superior del mando, mientras que para volver a la consola sólo hay que pulsarlo dos veces.

Vinculación rápida: la útil función oculta del mando de Xbox Series X/S

Sobre estas líneas podéis ver un vídeo en el que el propio Timo Wolf hace una demostración práctica de esta útil función: primero muestra cómo funciona en Xbox Series X/S, después deja pulsado el botón de sincronización y el mando busca directamente el último dispositivo vinculado, en este caso un ordenador. Como lo tiene guardado en su memoria y está a la distancia adecuada no hace falta pasar por el proceso de vinculación que es necesaria la primera vez que lo usas con un nuevo dispositivo. Timo Wolf pulsa de nuevo el botón de sincronización del mando, ahora dos veces, y el periférico se conecta de nuevo a Xbox Series X/S sin tener que hacer nada más.

Buscando información oficial Timo Wolf se ha percatado de que Xbox ha presumido poco de esta función y, de hecho, prácticamente lo único que hay al respecto en Internet es un post de un usuario de Reddit publicado en noviembre del año pasado, tras el lanzamiento de Xbox Series X/S, lo que al menos nos sirve para saber que esta función siempre estuvo ahí, que no ha llegado con una nueva actualización.

Quienes tengáis mandos de Xbox de anteriores generaciones absteneos de probar si este método funciona: algunos usuarios han intentado replicar este método con el mando de Xbox One y con las dos versiones del modelo Elite y en ninguno de los casos está disponible esta interesante función.